“El verdadero lujo es el tiempo que pasas con los que amas”.


Lando Simonetti



El concepto de lujo siempre está cambiando y evolucionando y ahora, más que nunca, ningún momento como el presente para discutir y replantear su significado. Nosotros, en La Martina, creemos que el verdadero lujo consiste en ser capaces de sacar “tiempo”: tiempo para nosotros mismos y para los que amamos, tiempo para contemplar nuestro planeta y tiempo para hacer algo que ayude realmente a cuidar de él.

Para La Martina, integridad significa respeto por el tiempo, por los demás, por los amigos, por la familia y por la madre naturaleza.



Desde el principio, La Martina se fundó sobre un valor simple pero universal:

integridad.

Estos valores están intrínsecamente vinculados con los principios que rigen el polo, con el juego limpio y la generosidad. Principios inmortales que guiarán a las generaciones futuras: los futuros cuidadores de este mundo. Por este motivo, redescubrir el valor y la calidad de nuestra vida cotidiana adquiere la máxima importancia; de ese modo, podemos dedicarla a nuestros hijos y transmitirles un legado que les inspirará para construir un mundo más limpio, más justo y más sostenible. Por un mundo verdaderamente digno de la humanidad.